Los claroscuros de la Liga MX Femenil

Georgina Larruz | @LarruzMG

Este semana es histórica para el futbol mexicano: por fin dará inicio la Liga MX Femenil. Deiciséis equipos disputarán este primer torneo. Sin duda, la Copa MX, disputada en mayo, emocionó a muchas aficionadas al futbol. El hecho de ver que sus equipos varoniles tuvieran un representativo de chicas fue algo sumamente motivador. Lo único malo es que la transmisión sólo fue por internet y  de los tres partidos simultáneos sólo podía verse uno; algunos equipos como Xolas y Tigres  transmitieron a través de Facebook Live.

Esta Copa MX fue un buen ensayo, aunque, dejó ver grandes diferencias entre los equipos que sí tomaron en serio este proyecto y quienes ‘sólo lo hicieron por cumplir’.  Todo esto se reflejó en algunos marcadores de este torneo. 

Este 28 de julio arranca la Liga como tal. El entusiasmo de quienes nos dedicamos a esto persiste y ya ansiamos por que se dé esa patada inicial, sin embargo, hay cosas que no están del todo bien, y que, en verdad, deseo sean un área de oportunidad para consolidar esta liga, que buena falta nos hace.

A muchas chicas nos habría encantado ver a los equipos femeniles disputar sus partidos en los estadios de sus similares varoniles. No va a ocurrir, muchos de los encuentros programados serán en las instalaciones de entrenamiento de los clubes, con horarios entre 10 de la mañana y 4 de la tarde, aunado a que no se ha dado a conocer información sobre los precios de las entradas, tal como sucede en el futbol varonil.  A tres días de que arranque el torneo, usuarios de las redes sociales preguntan sobre la venta de boletos y transmisión, pero nadie sabe nada.

Referente a las transmisiones, hasta ahora, no hay alguna televisora contemplada para poder llevar esta nueva liga a la pantalla chica. La final de la Copa MX Femenil fue transmitida a través de Univisión TDN, pero el anuncio fue dado a conocer sobre la hora. ¿Y el plan para atraer audiencias?

En este sentido, ¿dónde quedó el espacio en medios de comunicación? La mayor parte de la información disponible de la Liga MX Femenil circula a través de redes sociales y sitios especializados. Periodistas que son estandartes del deporte femenil también han publicado al respecto. ¿Y los demás?  Entiendo los criterios editoriales de muchas redacciones en aras de tener mejor tráfico, pero, ¿en serio no se hará el ‘esfuerzo’ por generar buenas historias y así atraer al público?

En la cobertura mediática, también la Liga MX Femenil debe ser más atenta con los medios ‘independientes’ que buscan darle seguimiento al torneo. Una de las principales quejas de varias colegas es que no hay respuestas a las solicitudes de acreditación, y, que algunas de las jugadoras no quieren hablar fuera de los entrenamientos por temor a represalias ¿así, cómo se va a dar a conocer el proyecto en su totalidad?

Del tema de la misoginia, machismo y homofobia, la Federación tiene que trabajar arduamente para erradicar este tipo de conductas dentro y fuera de la cancha. Así como lo ha hecho para erradicar el grito “Ehhhh, p….”, debería promover una liga en la que no se juzgue a las futbolistas por su preferencia sexual y mucho menos permitir los insultos, ofensas y pautas de acoso.  Tampoco nadie ha alzado la mano sobre los códigos de conducta que se aplicarán en caso de algún agravio.

De las condiciones laborales, ayer La Jornada publicó una nota en la que una fuente anónima refería que el tope salarial sería de 3 mil pesos MENSUALES. Sí, más o menos lo que un becario de comunicación cobraría. En promedio, las jugadoras ganarían 750 pesos por cada partido jugado, pero hay que considerar que ellas tienen que entrenar todos los días para ser profesionales.  Esta misma nota señala que las jugadoras tienen restricciones en sus derechos reproductivos. No pueden embarazarse pues se les anularía su contrato, evidentemente, no contarían con los servicios médicos. ¿Entonces, para qué ser profesional? De confirmarse, estaríamos viviendo, una vez más la disparidad en las condiciones para que se desarrolle una liga competitiva. Hasta ahora, la Liga no ha aclarado nada al respecto.

No es la primera vez que se dan a conocer las brechas salariales entre mujeres y hombres. En el plano internacional, Alex Morgan gana cerca de 3 millones de dólares al año, en tanto, Cristiano Ronaldo se embolsa 79.6 mdd.  

En España ya ocurrió una situación similar en el 2014, cuando sólo 22 jugadoras tenían licencia de profesionales, por ello, los clubes sólo pagaban sueldos de 1000 euros al mes, justificando que sólo eran aficionadas. Asimismo, se quitaban toda responsabilidad si alguna de de ellas quedaba embarazada pues les quitaban el contrato, esto  no ocurre con los hombres, quienes reciben compensación laboral de ser lesionados.

Según el portal Be Soccer, en estas cláusulas anti embarazo hay contadas denuncias, tal como ocurrió con la portera del Zaragoza, Mariajo Pons. Hoy en día, todos los clubes tienen la obligación de dar de alta a sus jugadoras ante el Seguro Social.

Lo cierto es que la Liga Iberdrola ha crecido muchísimo. Los partidos son transmitidos por BEiN Sports y GOL. La Federación y las televisoras se han aplicado. Saben que el deporte femenino interesa, y mucho. Reconocen que falta explotar, pero han ajustado todo sobre la marcha.

Ahora bien, esta Liga lleva ya tres reestructuraciones.

Dotar al fútbol femenino de unas instalaciones adecuadas es fundamental si se pretende hacer de este deporte un producto atractivo. No vende igual un partido en un terreno de césped artificial, en el que apenas hay espacio para la afición que un encuentro en un “campo con gradas para el público, con instalaciones cómodas para que la gente vaya a verlo, con buenos accesos y servicios, con un césped cuidado. Pedro Malabia en entrevista para Expansión 

Por último, el tema de las extranjeras y mexicanas con doble nacionalidad. Es injusto que chicas que han representado a México en competencias internacionales sean excluidas en esta nueva competencia. Si queremos una liga que combine el espectáculo con la calidad, debe modificarse ese punto, claro, sin caer en los excesos de lo que pasa en la varonil.

Hay mucho terreno por luchar y por conquistar, pero ojalá que prevalezca esa emoción, pero más el trabajo bien planificado y estructurado. Aún estamos a tiempo para consolidar el futbol femenino y emparejarlo con países como Colombia, Venezuela y Costa Rica. Sobre todo, que quede claro que ser profesional va más allá de tener un contrato, sino percibir un salario que permita dedicarte al 100% a este bello deporte, que es el sueño de estas chicas que inician su carrera fubolística.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s